El Gobierno del Estado de Yucatán ha sido seleccionado para formar parte del Programa Estados Bajos en Carbono Fase II. Este programa tiene como propósito apoyar a las Entidades Federativas a reducir sus emisiones de carbono como parte de la lucha contra el cambio climático. Este proyecto consiste en brindar asistencia técnica a las autoridades estatales a fin de lograr un Plan de Manejo del Carbono que permita gestionar las emisiones de carbono así como el uso de la energía en los edificios públicos estatales.

Esta iniciativa le permitirá al Gobierno de Yucatán identificar y reconocer sustancialmente las posibles acciones que contribuyan a reducir las emisiones de carbono en concordancia con las metas nacionales y estatales así como beneficiarse de los ahorros de costos relacionados a los edificios públicos, flotilla vehicular y actividades administrativas.

Durante la Fase II del programa (2016 – 2017), con recursos del Prosperity Fund de la Embajada Británica en México, el Gobierno de Yucatán contará con la asistencia técnica de la consultora internacional Carbon Trust y el apoyo de la Comisión Nacional del Uso Eficiente de la Energía (CONUEE) para el desarrollo del Plan de Manejo de Carbono.

El objetivo del proyecto es que el Gobierno del Estado cuente con un plan para mitigar el impacto de la gestión pública ante el Cambio Climático identificando e implementando prácticas para el uso eficiente de la energía, el uso de tecnologías innovadoras para la eficiencia energética y uso de energías renovables que permita generar ahorros.

VISIÓN

La visión es ser un gobierno estatal líder en sustentabilidad energética y en la mitigación al cambio climático, mediante la aplicación de prácticas y tecnologías amigables al medio ambiente e innovadoras en la gestión pública, que propicie condiciones de competitividad estratégica en la entidad.

META

La meta inicial del programa es reducir el 5% de las emisiones generadas por el uso de energía eléctrica proveniente de fuentes fósiles en los inmuebles del sector gubernamental para el año 2020 con respecto al año 2015, mediante la identificación de áreas de oportunidad para la eficiencia energética e implementación de medidas costo-efectivas.

 

Back To Top